Moratoria para deudas impositivas: Entrarían obligaciones por $300.000 millones

Moratoria para deudas impositivas: Entrarían obligaciones por $300.000 millones
El Gobierno prevé enviar la semana próxima al Congreso un proyecto de moratoria amplio que incluirá deudas previsionales, aduaneras e impositivas vencidas hasta el 31 de mayo último, por unos $300.000 millones, para salir en auxilio de empresas afectadas por la crisis sanitaria, trascendió hoy de fuentes oficiales. La iniciativa representaría una fuerte ayuda para los cientos de miles de comercios y empresas sacudidos por la cuarentena que fue necesario aplicar para atenuar los contagios de coronavirus. El nuevo plan de pagos, que perdonaría algunas deudas, abarcaría a empresas de todos los tamaños y a contribuyentes individuales que tengan atrasos en el pago de impuestos. «Entendemos que el Estado debe estar más presente que nunca en este momento, y una forma es facilitando a las empresas, en especial las pymes, el cumplimiento de sus obligaciones, sin asfixiarlas», dijo a la agencia NA un funcionario que está contribuyendo a diseñar el proyecto. Explicó que diputados del Frente de Todos llevaron esta iniciativa al presidente Alberto Fernández, quien la recibió de buena grado y le pidió al gabinete económico definir los detalles. La moratoria ampliará a la establecida por la Ley de Solidaridad. El objetivo, según se hizo trascender, será buscar una «universalización del beneficio», para que todos los contribuyentes puedan acceder. Así, el proyecto incluirá, además de las pymes y demás empresas, a monotributistas y autónomos. Una moratoria se diferencia de los planes de pago en que permite a la AFIP perdonar parte de las deudas, pero para eso el Poder Ejecutivo -la AFIP en particular- requieren que sea aprobada por el Congreso. La iniciativa representaría una fuerte ayuda para los cientos de miles de comercios y empresas sacudidos por la cuarentena que fue necesario aplicar para atenuar los contagios de coronavirus. El nuevo plan de pagos, que perdonaría algunas deudas, abarcaría a empresas de todos los tamaños y a contribuyentes individuales que tengan atrasos en el pago de impuestos. «Entendemos que el Estado debe estar más presente que nunca en este momento, y una forma es facilitando a las empresas, en especial las pymes, el cumplimiento de sus obligaciones, sin asfixiarlas», dijo a la agencia NA un funcionario que está contribuyendo a diseñar el proyecto. Explicó que diputados del Frente de Todos llevaron esta iniciativa al presidente Alberto Fernández, quien la recibió de buena grado y le pidió al gabinete económico definir los detalles. La moratoria ampliará a la establecida por la Ley de Solidaridad. El objetivo, según se hizo trascender, será buscar una «universalización del beneficio», para que todos los contribuyentes puedan acceder. Así, el proyecto incluirá, además de las pymes y demás empresas, a monotributistas y autónomos. Una moratoria se diferencia de los planes de pago en que permite a la AFIP perdonar parte de las deudas, pero para eso el Poder Ejecutivo -la AFIP en particular- requieren que sea aprobada por el Congreso.

mundo